Espuma de coliflor


Te enseñamos a hacer una rica espuma de coliflor con queso parmesano, quizás tengas un sifón en algún rincón de tu casa, que puedas ocupar y darle un uso en tu cocina.

Esta técnica revolucionaria en la cocina, se hizo más conocida gracias al restaurante El bulli, que en 1994 hicieran las primeras pruebas de esta técnica con un sifón probando diferentes sabores y densidades.

Hay tres tipos de densidad de una espuma:

1. La espesa que tiene la consistencia de un mousse.

2. La fluida que tiene la consistencia de una crema suave.

3. La liquida que tiene una consistencia como salsa o sopa.

Estos tipos de espumas tienen una base diferente que se pueden hacer con gelatina, grasa, clara y fécula.

Hay espumas que se utilizan en frio como en caliente, esta última se mantiene en un baño a maria a una temperatura de 70 °C antes de servir.

El éxito de una espuma depende en gran medida de las opciones que se tomen en cuanto a elección del sabor y la densidad o a determinar el uso que se le pretende dar.

Esta espuma de coliflor con queso parmesano es más ligera en consistencia, no tan espesa, si la quisieras más espesa tendrias que agregar una carga más de gas.


358 vistas